La correcta alimentación durante el embarazo puede prevenir la caries.